Saltear al contenido principal
5 Formas En Que La Naturaleza Nos Equilibra

5 formas en que la naturaleza nos equilibra

La naturaleza forma parte de nuestra esencia como seres humanos. Se lo debemos todo: nuestro hogar, nuestro medio de vida. Históricamente, la especie humana ha crecido y evolucionado de la mano de la naturaleza. Y hoy, a pesar de todo, estamos más desconectados que nunca de nuestros bosques, de nuestro mar, de nuestro planeta…

Al alejarnos de la naturaleza, perdemos el contacto con una parte esencial en nosotros. Volver a ella es reconectar, dejarnos ser, disfrutar.

En Hammam&Henna, la peluquería ecológica que apuesta por tratamientos 100% naturales, somos plenamente conscientes de su papel en nuestra vida. Todo lo que necesitamos para sentirnos radiantes está en el medio ambiente: aire fresco, agua cristalina, vegetación…

Es por ello que hoy queremos animarte a reconectar con la Madre Tierra, compartiendo contigo las 5 formas en que la naturaleza nos equilibra:

1. En la naturaleza somos libres, nos permitimos ser.

La Madre Tierra no juzga, no critica. Nos acepta tal como somos: libres de vivir y sentir como mejor nos parezca.

Al acudir a los bosques, al admirar el mar desde una cala solitaria, caminamos al lado de la persona más importante de nuestras vidas: nosotros mismos.

Reconectar de esa forma nos recuerda que todo es posible y todo está bien en la medida que sea bueno para nosotros.

2. Los problemas toman otra dimensión.

Al alejarnos de la ciudad, tomamos distancia también de nuestras preocupaciones cotidianas, dejamos de darle tanta importancia a aquello que nos aleja de nuestra felicidad y podemos analizarlo con mayor realismo.

Esta distancia nos permite reconciliarnos, decidir desde el corazón cuál es el mejor camino para continuar.

3. La naturaleza nos libera de tensiones.

Ya son diversos los estudios que afirman una relación directa entre el contacto con la naturaleza y la reducción del estrés.

Vivimos en un mundo tensionado, donde la productividad puede llegar a volverse obsesión. Esta tensión se vincula, muchas veces, a la aparición de enfermedades.

Al acudir a la naturaleza nos liberamos, aflojamos y, con esto, cuidamos de nuestra salud.

4. Un momento de inspiración.

Son muchos los grandes artistas que encontraron la inspiración en la naturaleza. Autores de grandes obras que deben, en parte, su éxito, a la Madre Tierra.

El estado de relajación y la libertad que encontramos en la naturaleza favorecen nuestra creatividad, nos ayudan a encontrar soluciones distintas a los mismos problemas.

Encontramos en la naturaleza a ese ‘yo’ más artista que todos llevamos dentro.

5. A través de las plantas podemos cuidar nuestra piel y nuestro cabello.

Más allá de los conocidísimos efectos curativos de algunas plantas, en la peluquería ecológica hemos creado nuestras propias recetas de tintes hechos a base de plantas. Estos tintes cuidan el cabello por dentro y por fuera, pero no solo eso, también protegen la piel del cuero cabelludo.

En ellas encontramos una forma 100% natural, ecológica y respetuosa de cuidar nuestro cabello y darle color.

Y tú, ¿vives en conexión con la naturaleza?

El equipo Hammam&Henna

 

Volver arriba